logo

José Lara Diseño de Interiores está especializado en crear espacios exclusivos para hogares y espacios públicos adaptados a cada cliente.

+34 620 982 608 JOSE@JOSELARAINTERIORISMO.COM INFO@JOSELARAINTERIORISMO.COM

Blog

HomeTendenciasEstilo nórdicoClaves para un vestidor de estilo Nórdico

Claves para un vestidor de estilo Nórdico

Claves para un vestidor de estilo Nórdico

El estilo Nórdico es originario de Noruega y Suecia. Aunque con el paso de los años el concepto se ha extendido a otros países como Dinamarca, Islandia y Finlandia, por lo que también recibe el nombre de estilo escandinavo. Este tipo de decoración en la actualidad es tendencia  y destaca por su sencillez y funcionalidad. La idea es que cada cosa tenga una función y no abarrotar las estancias de la vivienda de piezas sin uso.

Otra de las características es el uso predominante del color blanco, ya que es el tono que más luminosidad aporta. Aunque también hay emplea toques de color para romper la monocromía. Estas notas de color se añaden en pequeños muebles u objetos y, sobre todo, en textiles.

La madera es el material estrella del estilo nórdico, se utiliza siempre en tonos muy claros y naturales. Combinando esta y los tonos blancos se crean espacios cálidos y muy luminosos.

 

¿Cómo conseguir un vestidor de estilo Nórdico?

 

Ahora que ya hemos visto las características del estilo nórdico, ¿dónde las podemos aplicar? Este tipo de decoración siempre resultará útil en casas pequeñas o con poca luz. Pero también en lugares de la casa como un vestidor, ya que la funcionalidad de esta pequeña estancia es de suma importancia.

Para crear un vestidor de aires nórdicos bastará con seguir unos pocos consejos básicos. No solo conseguirás un espacio bonito, también tendrás un vestidor cómodo y funcional.

Funcionalidad en la distribución

Para aprovechar el espacio del vestidor debemos empezar por la distribución. Teniendo en cuenta el espacio del que disponemos y nuestros gustos, diseñaremos y decoraremos el vestidor. Existen muchas formas de distribuir el espacio en un vestidor. No obstante, las más habituales son en forma de L, apto para grandes espacios y en forma de U, perfecto para espacios más cuadrados.

Puedes aprovechar rincones de la casa para crear un pequeño vestidor desde una zona trasera del dormitorio, un pasillo, un recibidor, etc.

El orden

Si no somos ordenados esta estancia se convertirá en un auténtico caos, por ello es importante que cada cosa tenga su sitio y que todo lo que haya en el vestidor cumpla una función. Podemos decorarlo, sí, pero con cabeza y sin abarrotar el espacio de elementos que no aportan nada.

Como el orden es fundamental, a la hora de colocar las prendas puedes tener en cuenta sus texturas, colores y tamaños. Agrupando de esta forma la ropa conseguirás un espacio armonioso. Para aprovechar al máximo el espacio y clasificar así las prendas puedes emplear baldas, barras de colgar, etc.

El color blanco

Los colores neutros, más concretamente el blanco, son los tonos estrella del estilo nórdico. Además, teniendo en cuenta que los vestidores suelen ser espacios pequeños, ganarás amplitud y luz.

Para que el blanco no resulte demasiado soso y plano, puedes combinarlo con otros tonos propios del estilo nórdico. Por lo general, los colores tierra en sus gamas más claras se ajustan a la perfección y ayudan a aportar sobriedad. También los tonos pastel, como el rosa, el azul o el turquesa combinan a las mil maravillas. Y por último, el color que más se suele emplear es el gris.

Elementos decorativos

En este tipo de estilo decorativo, menos es más. La decoración en un vestidor nórdico un punto clave. Puedes utilizar muebles, como cómodas que te servirán para guardar prendas. También puedes emplear accesorios decorativos que cumplan una función, como por ejemplo sillas, puffs o espejos. Estos elementos aportarán al vestidor funcionalidad y color, ya que puedes aprovecharlos para crear contrastes dando toques de color.

Los espejos son un elemento indispensable en un vestidor. Además, le darán al espacio profundidad y sensación de amplitud. Lo más importante es asegurarse de que están bien iluminados, tanto para repartir luz al resto de la estancia como para comprobar que nos vemos bien reflejados.

El estilo nórdico puede emplearse en cada rincón de una casa. Si te gusta y quieres decorar tu vivienda, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. En José Lara Interiorismo estaremos encantados de atenderte.

Sorry, the comment form is closed at this time.